Educación, dejemos que los niños experimenten

comiendo arena

Cuántas veces hemos escuchado a otras madres, o nosotras mismas les hemos dicho a nuestros hijos: – ¡Cuidado que te ensucias!

Si hacemos una reflexión de esto, todas sabemos que ensuciarse es algo natural en un niño.

En diferentes estudios por todo el mundo, nos dicen que ensuciarse es bueno para el desarrollo y crecimiento del niño, es completamente sano, tocar la tierra, no pasa nada por comerse un poco de arena con el bocadillo en la playa, o probar a que sabe la tierra, la hierba o la misma arena. Es su forma de experimentar, de reconocer el medio en el que viven. Además estos estudios concluyen que es mejor no tener al niño en una burbuja si no dejar que se expongan a gérmenes y otros…dentro de unos límites para que su sistema inmunológico desarrolle sus defensas, del mismo modo que una vacuna (pequeña dosis de virus muertos) protege contra la enfermedad.

ensuciandome

Los niños no aprenden a adaptarse a su mundo si no entran en contacto con éste. El mundo real es sucio, las ciudades son sucias por la polución de los coches industrias… debemos dejar a los niños que exploren y lo descubran si pretendemos que sean adultos sanos, que no sean obsesivos, o que se involucren en lo que hacen, no debemos meterles desde muy temprano en la cabeza que ensuciarse es malo.

subiendo a los árboles

Por otro lado cuando vamos a espacios abiertos en plena naturaleza, donde en teoría dejamos al niño ensuciarse porque consideramos que la ropa que lleva es apta para ello, nos pasamos el día diciéndoles: -No te subas ahí…, -bájate de ese árbol, – no cojas ese palo que te haces daño…

Reflexionando sobre esto me ha llevado a pensar tres cosas: una, estoy creando un individuo temeroso, dos le estoy transmitiendo mis prejuicios sin dejar que experimente y tres ¿cómo diantres quiero que aprecie y respete la naturaleza, si no hago más que decirle que lo que le rodea tiene peligro?

Con esto no pretendo que dejemos que nuestros hijos se acerquen a un precipicio sin decirles que es peligroso porque al acercarse al borde pueden resbalar y caer, sólo digo que relativicemos y les dejemos disfrutar del entorno.

Que seamos madres y padres sensatos y que si quisiésemos niños que no se ensuciasen, no se hiciesen heridas, chichones y arañazos, que no se metieran el dedo en la nariz o que no probaran a que sabe la corteza de un árbol por ejemplo, si quisiésemos niños que mientras nosotros estamos charlando con los amigos alrededor de una mesa, ellos no jugasen, no gritasen, llorasen o se enfadasen, entonces no querríamos niños, querríamos otro adulto o un muñeco al que pasear para que todo el mundo viera lo estupendo y maravilloso que es nuestra creación.

Educar sí, pero dando la importancia adecuada a cada cosa. Como dice mi amiga Nuria, Relativicemos 

escalando sacando tuper jugando con el agua tocando cabras

Anuncios

6 Respuestas a “Educación, dejemos que los niños experimenten

  1. Totalmente de acuerdo Ruth, al principio yo también estaba todo el rato cuidado que…… pero es verdad!! tienen que experimentar, ensuciarse, saltar en el agua, rebozarse de arena… es manera de aprender.
    Para eso esta la maravillosa lavadora si se manchan!
    jajaj la mía el otro día quiso comerse un caracol pero cuando vio que tenía muchas babas se freno jaja

    • jajaja ¡Qué bueno! los míos lo del caracol no han caído, pero…tierra, arena de la playa, corteza de los árboles, hierva, flores…toda la del mundo, sin dejarnos atrás alguna basura que han encontrado de camino. A mi hijo el mayor una vez le regalaron un pequeño muñeco para decorar los lápices hecho de goma eva, a casa nunca llegó, me contaron en el cole que se lo comió pensando que una gominola. Casi me muero del susto, estuve tres semanas observando sus eses y la verdad lo debió digerir bien, porque no vi restos importantes. ¡Qué susto me lleve!

    • jajajaja, Me encantan estas anécdotas, Me haz dado la idea de escribir en el blog un anecdotario del aprendizaje de los niños, puede ser genial, escribir las historias de mis hijos y que otras mamás nos manden las suyas. Te queda menos para experimentar con tu peque, sus formas de aprender. jajajaja

  2. Totalmente de acuerdo. Mi princesa experimenta y se mancha que da gusto, pero a mi me da igual. Yo la dejo comer con las manos, espachurrar los espaguettis y jugar a rebozarse con la arena del parque. A veces me dice la gente que se va a manchar y yo siempre les respondo lo mismo: Si la ropa va a ir directa a la lavadora, ¿que más me da a mi que tenga más o menos manchas?. Que experimente y aprenda. 🙂

Te invito a dejar un comentario.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s